8 enero 2010 Barcelona, Un jamón

fachada
Un restaurante japonés, donde existe un buffet diferente, pues no hay que levantarse para ir a por los platos, sino que son los platos los que vienen a la mesa ¿cómo?, muy sencillo, por un sistema de una cinta sin fin que los distribuye, según podéis observar en la fotografía inferior, al que denominaremos buffet giratorio.

rollitos

Los comensales se sientan en las mesas, al borde de la cinta, cogiendo aquellos platos que se desean, dentro de la variedad de los mismos. Os recomendamos si van personas que ya lo conocen y “novatas”, que prestéis los asientos más cercanos a la cinta a éstas últimas, para que les sea más fácil.

buffet giratorio

Este sistema existe en varios restaurantes japoneses, es una forma cómoda de comer y además entretenida, pues al ser los platos pequeños, se pueden degustar varios. Es decir, rollitos primavera viene uno en cada plato. El pollo tepanyaki, viene uno pequeño en cada plato, los california, vienen uno o dos.

mesas

La cinta gira por todo el restaurante, internándose en un extremo en la cocina, donde reponen los platos, alternando el contenido de los mismos.

langostino

Los postres también están incluídos, consistiendo en fruta ya preparada y limpia para tomar, tartas, helados y flanes, es decir, una amplia oferta para todos los gustos.

Una forma divertida y original de probar varios platos, sobre todo si hay personas reticentes a la cocina oriental, pues hay platos que son apetecibles para todos.

  • Precio Medio: buffet diario a mediodia 10 euros. Fines de semana y noches 16. No incluye bebida ni cafés.
  • Recomendación: Situarse, si es posible, en las mesas más cercanas a la salida de la cocina
  • Plato preferido: california, rollitos primavera, pinchos
  • Dirección:
    Restaurante Sanshirou
    Av. Josep Tarradellas 118
    08029 Barcelona
    Tel.: 93.419.34.53

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario
  • Silvia

    Ha perdido mucha calidad. Fuimos el pasado sábado y ya no tienen los platos de antes, algo más elaborados y los han sustituido por niguiris y sushis ¡fritos! por lo que pierden toda la textura y encanto.

    Además no hay platos de calidad que destaquen y pensar que era un sábado, con un menú a priori algo mejor, no quiero pensar lo que “dan” entre semana.

    Nada recomendable.

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 8 enero 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *