8 septiembre 2013 Cosas Ricas, Otros Países

cuchillo especial corte

Cada región o zona de Suiza tiene un queso preferido, pues de los 400 diferentes que existen siempre destaca alguno por ser una receta tradicional, porque es el que mejor combina con el tipo de comidas o porque tiene un sabor especial. El queso Sbrinz es un queso fuerte de sabor, que seguro habéis degustado en muchas ocasiones, pues es muy agradable en boca.

El Sbrinz AOC está considerado como uno de los quesos más antiguos, aunque no se conocen con certeza sus orígenes. Procede de Lucerna, en la Suiza central y se cree que debe su nombre al pueblo de Brienz. Se identifica por su masa extradura, fruto del proceso largo de maduración, que obliga a cortarlo con ayuda de un cuchillo especial, pequeño y en forma de punta, gracias al cual se desgajan trozos irregulares de queso.

Tartar de tomate con bizcocho empapado de chocolate y contraste de virutas de Sbrinz AOC

Sbrinz AOC se caracteriza por su intenso sabor e importantes propiedades digestivas, debidas al largo proceso de maduración al que es sometido (18 meses como mínimo). Constituye un excelente aperitivo, acompañado de vino o frutos secos.

SbrinzAOC_habitas

La rigurosa normativa, sometida a un estricto control por parte de la Oficina Federal de Agricultura de Suiza, garantiza la elaboración tradicional del producto desde el origen de la cadena hasta el final, momento en el que un tasador certifica que el queso tiene la suficiente calidad para llevar el sello de su región quesera. De esta manera, la denominación de origen suiza es garantía de un producto absolutamente natural.

Os presentamos una receta elaborada con este queso, solamente tenéis que pinchar sobre ella y la tendréis disponible para sorprender a vuestros invitados. Mousse de queso Sbrinz AOC con miel, higos, cerezas y nueces caramelizadas,

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *