Panna cotta de zanahoria

Panna cotta de zanahoria

Escrito por: Javier   @javivicente    31 diciembre 2012     1 minuto

Ingredientes

  • 2 yogur griego
  • 150 ml. de leche
  • 150 ml. de nata
  • 80 g. de azúcar
  • 100 ml. de agua
  • 4 zanahorias
  • 15 g. de gelatina neutra

Elaboración

La panna cotta es un postre típico italiano con textura de flan cuyo ingrediente principal es nata y coulis normalmente de frambuesa, aunque puede sustituirse por mango o cualquier otra fruta dulce, para contrastar el sabor de la nata. Su traducción literal es «nata cocida» y para adquirir esa textura se utiliza gelatina. En este caso, lo haremos de zanahoria, hortaliza que se puede utilizar también en postres dulces, no sólo salados.

Comenzamos pelando y cortando las zanahorias en trozos. Los ponemos en un cazo hasta que cuecan y estén muy blandas. Aplastamos con un tenedor para obtener un puré.

En otro cazo ponemos la leche, nata azúcar y el yogur a calentar hasta que comience a hervir. Bajamos el fuego y agregamos casi todo el puré de zanahorias que habíamos reservado (el resto lo utilizaremos para decorar). Ponemos a hervir el agua y disolvemos la gelatina. Unimos con el puré y mezclamos bien para que quede uniforme.

En cuencos individuales, flaneras o vasitos de cristal vertemos la mezcla y la metemos en la nevera hasta que obtenga textura de flan. Normalmente es suficiente con unas 2-3 horas aunque a mi me gusta dejarlos toda la noche.

Para desmoldar, en caso de flaneras, es suficiente con sumergirlo unos pocos segundos en agua caliente o bien con la punta de un cuchillo. Decoramos con el resto del puré que habíamos reservado.

¡Feliz cocina!

Comentarios cerrados